viernes, febrero 05, 2021

Rusia demanda a Bolivia por deuda de 957 mil euros por alquiler de avión en 2019

 Rusia inició una demanda en contra de Bolivia por no haber pagado 957.042 euros, precio que costó el alquiler de la nave rusa Ilyushin que fue usada para mitigar los incendios en la Chiquitanía en septiembre de 2019.

Con la clasificación de “urgente” la Embajada de Bolivia en Moscú hizo llegar una nota a la Cancillería el 17 de diciembre y le hace conocer al Gobierno nacional, que la demanda fue interpuesta ante la Corte de Arbitraje Comercial Internacional a través de la Cámara de Comercio e Industria de la Federación de Rusia a solicitud del Ministerio de Situaciones de Emergencia de Rusia en contra del Ministerio de Defensa de Bolivia, según reporta Unitel.

El contrato fue firmado por el Gobierno de Evo Morales el 3 de septiembre de 2019. El avión ruso Ilyushin Il-76, llegó poco después del Supertanker, operó 61 vuelos entre el 10 de septiembre y el 10 de octubre.

El expresidente Evo Morales anunció en agosto de 2019 que la nave rusa no llegaría en calidad de alquiler y que solo se pagaría los gastos de operación, e incluso agradeció al gobierno ruso por su ayuda.

“Acabamos de recibir el avión Ilyushin; quiero aclarar que es una cooperación del Gobierno ruso, no es alquiler, saludo la ayuda del pueblo ruso”, dijo el 10 de septiembre.

El pasado 11 de enero la Cancillería hizo conocer al ministro de Defensa, Edmundo Novillo, sobre el proceso arbitral iniciado.

De acuerdo con Unitel, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Bolivia informó que ya se inició el proceso para pagar a Rusia lo adeudado y evitar la demanda arbitral.



miércoles, diciembre 30, 2020

sábado, diciembre 19, 2020

lunes, diciembre 14, 2020

miércoles, diciembre 02, 2020

Ronald Casso vuelve a asumir la gerencia de BOA

 Después de más de un año de ser alejado del cargo, Ronald Casso volvió a asumir la gerencia de la Empresa Pública Boliviana de Aviación (BoA). Él ejerció el mismo cargo por 11 años, desde enero del 2008, hasta noviembre del 2019.

Hoy, en instalaciones del aeropuerto internacional de El Alto, el ministro de Obras Públicas, Édgar Montaño, posesionó a Casso  como gerente de la estatal. La nueva autoridad se comprometió a “reconstruir la empresa que construyeron hace más de 13 años”.

“Lo que dejamos el año 2009 no es lo que encontramos hoy. Es triste conversar con mis compañeros trabajadores  y enterarme de los detalles que han ocurrido. Triste. Ministro, le pido haga llegar al presidente de todos los bolivianos nuestro mayor compromiso, desde la gerencia general, de luchar por esta reconstrucción”, destacó Casso en su posesión.

En esa misma línea, el ministro Montaño se enfocó en acusar al gobierno de Añez, para explicar el déficit en el que se encontraría BoA. “Boliviana de Aviación ha sido una de las empresas que ha surcado no solo nuestro territorio, sino otros países. Después de 11 meses, nos han dejado destruida esta aerolínea que  es de todos los bolivianos” indicó.

Montaño indicó también que la gestión pasada dejó a cargo de BoA a personas de empresas privadas para que “tomen la empresa bandera”  y que privilegiaron sistemáticamente a aerolíneas privadas.


Antes, informó, la empresa llegó a operar  130 vuelos al día y hoy no opera ni siquiera el 40%, hasta octubre Boa pagó 750 millones de bolivianos en impuestos. “Ahora, viene una deuda de 50 millones de bolivianos en impuestos”, dijo.


Según los datos que dio, la empresa tiene una pérdida de 270 millones de bolivianos.  El ministro indicó que esta situación los llevó a dejar la empresa en manos “experimentadas”. Durante su explicación, la autoridad no hizo alusión del impacto que tuvo la emergencia sanitara causada por la pandemia y tampoco cómo afectó la cuarentena en la estatal.

Entre los cargos que ejerció, figura como director general de Transporte Aéreo para el Ministerio de Obras Públicas (2007); Director Financiero Transporte Aéreo Militar TAM dependiente de la Fuerza Aérea Boliviana (enero de 2004 - diciembre de 2006); Responsable de proyecto y control de calidad QA, como representante ante la Compañía Kelowna Fligcraft KFL - Proyecto T-33 de (enero - diciembre de 2002); ingeniero de Mantenimiento T-33 para la Fuerza Aérea Boliviana (enero - diciembre de 2001).

También destaca labores como jefe de carrera de Ingeniería en Sistemas Electrónicos en la Escuela Militar de Ingeniería, piloto militar de caza en aeronaves, docente en las carreras de Ingeniería de Sistemas electrónicos, Sistemas y Comercial y profesor de Postgrado en Educación Superior, Administración y Dirección de empresas en la universidad Salesiana.

Casso es licenciado en Ciencias y Artes Militares Aeronáuticas, magíster en Administración y Dirección de Empresas con especialidad en Marketing, e ingeniero en Sistemas Electrónicos.

En julio de este año, la empresa pública emitió un comunicado denunciando falta de “transparencia, verticalismo  y transversalización”, en la gestión de Casso. 


lunes, septiembre 07, 2020

Aerolíneas nacionales reanudan operación a destinos de Chile, Argentina, Brasil, EEUU y España

Tras la decisión del Gobierno de Bolivia de abrir las fronteras áreas, en el marco de las medidas posconfinamiento, la línea aérea Amaszonas, según la gerenta de Relaciones Institucionales Beatriz Baldiviezo, reanudó la operación de manera regular a Iquique (Chile) y que, desde el 21, incorporan a San Pablo (Brasil) a su carpeta de destinos internacionales.

Los vuelos La Paz-Iquique- La Paz se realizarán el 10 y 15 del presente mes y que, en el caso de la ruta Santa Cruz-San Pablo, el vuelo inaugural está programado para el 21. Posterior a esa fecha, dos frecuencias semanales en septiembre, tres para octubre, cuatro para noviembre y se planea, desde diciembre, operar con vuelos diarios.

En el mercado doméstico, la ejecutiva de Amaszonas indicó que por este mes activaron la campaña ‘Boomerang’ que, por la compra de un pasaje en las 12 rutas nacionales habilitadas en la promoción, el retorno es gratuito.

Desde Boliviana de Aviación (BoA), el gerente general Eduardo Scott, informó de que la estatal reanudó vuelos comerciales a Buenos Aires (Argentina) San Pablo (Brasil), Miami (EEUU) y Madrid (España). El itinerario programado, en el caso de Buenos Aires, establece un vuelo cada jueves; a San Pablo, vuelos los miércoles y viernes; a Miami, martes y viernes; y a Madrid, volará sábados y martes.

En cuanto a la reactivación económica de los eslabones del sector turismo, el ministro de Economía y Fianzas Públicas, Óscar Ortiz, señaló que la apertura de las fronteras aéreas, dentro de las medidas posconfinamiento, buscan generar flujo de visitantes con los países que Bolivia tiene reciprocidad para restablecer vuelos comerciales. “Son medidas imprescindibles para reactivar el turismo y la economía en su conjunto”, indicó.

sábado, septiembre 05, 2020

BoA espera desembolso de $us 24,8 millones ya autorizados por el anterior Gobierno, para el pago de deudas


La empresa estatal Boliviana de Aviación (BoA), espera el desembolso de un segundo crédito de $us 24,8 millones que ya habría sido aprobado mediante un decreto por el anterior Gobierno y que dichos recursos serían para la reestructuración, en lo administrativo y operacional, de la compañía que debe hacer frente al pago por el alquiler de 17 aeronaves.

Eduardo Scott, gerente general de BoA, precisó que el alquiler de 17 aviones le demandan a la empresa mensualmente $us 4,5 millones. 

También dijo que por la actual coyuntura acordaron con los arrendatarios, un congelamiento en cobro por cinco meses, que empezó a tener vigencia desde abril.

Scott lamentó la vigencia de estos acuerdos de cobro, a los que los considera producto de una mala negociación y por ello cree que deben ser revisados, más ahora que BoA apenas está funcionando a un 15% de su capacidad, pues realiza vuelos cada cuatro meses a EEUU, España y Brasil y cada dos meses a Argentina.

Sobre los $us 24,8 millones, Scott detalló que es un dinero que proviene del crédito del Fondo para la Revolución Industrial Productiva (Finpro), que fue creado el 9 de abril de 2012 y que cuenta con unos $us 500 millones, producto de distintas donaciones y que, en principio, se lo tienen que usar para inversiones, pero que, debido a la actual situación, buscan el cambio de uso de estos recursos.

“Este crédito ya fue aprobado por decreto por el anterior Gobierno, pero ahora piden que sea una ley y aún no pasa al Gabinete para que este lo derive a la Asamblea”, observó Scott.

Sobre el tema, Julio Linares, viceministro de Transporte, indicó que están viendo, con los proveedores, la posibilidad de tener un equilibrio y pagar cierta parte de la deuda y así poder negociar el monto de los alquileres.