jueves, diciembre 08, 2016

Sospechan que socio de aerolínea salió del país



El fiscal general del Estado, Ramiro Guerrero, afirmó ayer por la noche que están revisando el flujo migratorio de Marco Rocha, uno de los tres socios de la empresa aérea LaMia, para verificar si se encuentra en el país. Por ahora existen indicios de que está en Colombia.

Guerrero señaló que coordina acciones con los fiscales de Antoquia para determinar si el piloto y accionista de la aerolínea, junto con Gustavo Vargas y el desaparecido Miguel Quiroga, está en ese país.

Asimismo, el fiscal general adelantó que citarán a declarar a los funcionarios que permitieron las operaciones de la aerolínea LaMia y a los que autorizaron su salida de Santa Cruz a Medellín.

No obstante, aclaró que la aerolínea operaba de forma legal, aunque adelantó que se debe investigar si cumplieron con los procedimientos legales para obtener la certificación. Se averiguará la relación de parentesco entre el gerente de la empresa y actualmente detenido, Gustavo Vargas G., con el director de Registro Aeronáutico Nacional de la DGAC, Gustavo Vargas V.

Fiscalía allana oficinas de la DGAC y aprehende al hijo de Gustavo Vargas



La Fiscalía General del Estado, Ramiro Guerrero, informó hoy que se procedió al allanamiento de las oficinas de la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) en La Paz, para recabar información sobre el siniestro de la nave de la compañía LaMia en Colombia.

La autoridad detalló, además, que también fue aprehendido para que preste declaraciones Gustavo Vargas Villegas, ex director de Registro Aeronáutico Nacional e hijo del gerente de la empresa siniestrada. Él autorizó las operaciones de esa aerolínea.



Explicó que no se descarta convocar a declarar al ministro de Obras Públicas, Milton Claros, dentro del proceso de investigación sobre el accidente que cobró la vida de 71 personas. Ayer existió una reunión de los investigadores de Colombia, Brasil y Bolivia.

Guerrero aseveró que se pidió información a Colombia sobre el flujo migratorio de Marco Rocha, accionista de La Mia. "Se procedió al allanamiento de las oficinas de la DGAC, se aprehendió al señor Gustavo Vargas Villegas, por los delitos de uso indebido de influencias, negociaciones incompatibles con el ejercicio de funciones públicas e incumplimiento de deberes", agregó.



Hoy se presentará ante un juez una declatoria de rebeldía contra Celia Castedo, funcionaria de la Administración de Aeropuertos y Servicios Auxiliares de la Navegación Aérea de Bolivia (Aasana), que observó el vuelo de LaMia que salió de Santa Cruz. Ella busca refugio en Brasil.

Castedo asegura que fue obligada por sus superiores a modificar el informe de LaMia

La funcionaria de la Administración de Aeropuertos y Servicios Auxiliares de Navegación Aérea (Aasana), Celia Castedo, publicó una carta en la que asegura fue obligada por sus superiores a modificar el informe que observó momentos antes del despegue del vuelo de LaMia que se accidentó en Colombia.

“Fui sometida a hostigamiento y presiones por parte de mis superiores, pues ya en la mañana del 29 de noviembre, es cuando se inicia todo, ordenándome modificar el contenido del informe que horas antes mi persona había presentado por vía interna, en el que se detalla las cinco observaciones que realicé", señaló Castedo en su texto.

Asimismo, rechazó las acusaciones vertidas en su contra afirmando que no tenía la potestad suficiente para autorizar, detener o impedir la salida de aeronaves. "Eso es responsabilidad de la DGAC", señala.

"Debo así también aclarar, que el sello y mi firma estampada en el citado plan de vuelo representan un protocolo de recepción del documento, bajo ninguna circunstancia significa aprobación o autorización a una aeronave para la realización de un vuelo", indicó en la misiva.

Aseguró que tras el accidente se dio una violación a sus derechos constitucionales, a la presunción de inocencia y al derecho de acceder al debido proceso por los hechos acontecidos.

Castedo presentó recientemente una petición de refugio en la ciudad fronteriza de Corumbá. Las autoridades del vecino país le otorgaron el permiso para que provisionalmente se quede en Brasil mientras se resuelve su situación legal.

Mira la carta completa que publicó Castedo:

Piloto de LaMia pasaba apuros económicos

En Epitaciolandia, territorio brasileño, se alza la casa del exsenador Roger Pinto, suegro del capitán aviador Miguel Alejandro Quiroga Murakami, que falleció en el trágico accidente de la nave de la empresa LaMia boliviana, de la cual era socio con un 50% y también piloto.
Allí Quiroga vivió 16 años con su esposa, Daniela Pinto, y sus tres retoños, el último de cuatro meses. Tres cuadras más adelante se yergue una construcción a medias de dos pisos, con un letrero de certificación de la Federal Brasileña en sentido de que cumple con los requisitos para su edificación.

Allí Roger Pinto, que derramó lágrimas al explicar el anhelo de Miguel Alejandro de tener casa propia, dijo: “Se está especulando mucho sobre el accidente, él era como mi hijo, se fue prometiendo volver para pasar la Navidad en familia”.

En ese escenario, el exsenador contó que el día del velatorio de los restos de su yerno, tenía el propósito de ingresar a Cobija, pero para no complicar la situación de la familia por una posible politización de su presencia en el sitio de luto, prefirió quedarse, aunque solo, en Epitaciolandia (Brasil).

“Mucho se está hablando en sentido de que él era dueño de los aviones. No es así. Toda la familia sabemos que con su temple de emprendedor él constituyó la empresa a sugerencia de su original de Venezuela (LaMia Venezuela), para que alquile los aviones y los opere en Bolivia. Las naves estaban en Inglaterra. Fue y las trajo. Solo una operó, las otras dos están en Cochabamba, según me dijo”, relató Pinto.
Explicó que su yerno se retiró de la Fuerza Aérea Boliviana (FAB) debido a presiones que recibía, amenazándolo con sacarlo montado en burro con la cara hacia atrás si es que Pinto, refugiado en la embajada brasileña, no se callaba en sus declaraciones de acusaciones al actual Gobierno.

“Él dejó todo para atender mi pequeña estancia de 200 cabezas (en Pando), y ayudar a la familia. Fue el padre de la casa. Era íntegro. Al recibir la propuesta de formar la empresa, se asoció con otros exmilitares, pilotos igual que él, y formaron la empresa. Sacaron préstamos en el banco Bisa para pagar los seguros de la nave y los civiles, y todo lo que corresponde en los trámites, solo así pudo alquilar los aviones. Él no es culpable como lo quieren acusar”, añadió.

De esta manera relató Pinto el nacimiento de LaMia Bolivia, “porque así se lo pidieron, para conservar el logotipo de la empresa extranjera. Y lo operaba en el marco de lo legal. Lo contrataban y cumplía. Pero la plata no estaba alcanzando para cubrir las deudas. Hacía ocho meses que él y sus cuatro socios que conformaban su tripulación no se podían pagar sus propios sueldos. Nos decía: ‘Ya se compondrá la cosa’”.

Los parlamentarios pandinos tramitaron una declaración de la Cámara de Senadores, que ayer el senador Homer Menacho la entregó a la familia, en la que declara: “Rendir un justo y merecido reconocimiento póstumo al capitán Miguel Alejandro Quiroga Murakami, por su invalorable aporte a la aviación boliviana y contribución al engrandecimiento del departamento de Pando y por ende de nuestro Estado Plurinacional de Bolivia”. Está firmada por José Alberto Gonzales Samaniego.

Por su lado, la hermana
menor (por parte de padre) de Quiroga, Carola Pinto afirmó: “Todos sabíamos que formó una empresita para alquilar un avión y trabajar en lo que sabía. Tenía lo necesario para vivir”

“Mi esposo no era un asesino; respeten su memoria”
Claudia Pinto / Esposa del piloto fallecido
​Esta es parte de la entrevista que concedió la esposa del piloto Miguel Alejandro Quiroga a la Red Uno, el martes.

¿Su esposo tenía acciones en la empreas LaMia?
Mi esposo era socio junto con otra persona, pero ellos alquilaban el avión. Ellos eran dueños del NIT, pero el avión lo alquilaban a otra persona.

¿Cuánto pagaban por el alquiler?
No conozco, eso era parte del trabajo de mi esposo. Él nos mantenía al margen de sus negocios para no preocuparnos.

¿Es cierto que había una orden para arrestarlo?
Mi marido perteneció a la Fuerza Aérea por varios años, pero se retiró porque los sueldos eran bajos, y porque una ministra lo amenazaba constantemente. Ella sabe de quién estoy hablando. Ella decía: “Díganle a Quiroga que lo voy a sacar cara pa’ atrás”. Por eso mi marido se retiró del Ejército. Eso de que tenía orden de arresto es falso.

¿Era víctima de amenazas?
Sí, porque era yerno de Roger Pinto.

¿Qué le pide a la gente?
Solidaridad, que la gente se ponga en nuestro lugar. Él era un buen esposo, un profesional y un buen padre. No era ningún criminal, ningún asesino. Respeten su memoria, los comentarios hirientes no le hacen bien a nadie. Mi esposo hubiera podido aterrizar, pero la controladora no le dio la oportunidad

Suspenden operaciones comerciales del TAM



El Ministerio de Obras Públicas determinó este jueves la suspensión de las operaciones comerciales de Transporte Aéreo Militar (TAM) por incumplir los procedimientos ordenados por la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI).

El ministro Milton Ramos remitió una carta a la Administración de Aeropuertos y Servicios Auxiliares de la Navegación Aérea de Bolivia (Aasana) para que se paren todos los vuelos de esta aerolínea.

La orden señala que a partir de la fecha (8 de diciembre) se suspende la autorización de plan de vuelo de las aeronaves para vuelos comerciales con pasajeros civiles del TAM.

Suspenden las actividades comerciales de la aerolínea TAM


Tras inundaciones Gobernación anuncia nuevas acciones penales por Alcantarí

Las últimas inundaciones en el estacionamiento y el interior del aeropuerto de Alcantarí debido a las precipitaciones pluviales colmaron la paciencia de la Gobernación de Chuquisaca, que decidió iniciar acciones penales contra la empresa que construyó esta obra y los supervisores, reportó radio Aclo de la Red Erbol.

“Creo que todo límite ha sobrepasado. Por eso vamos tomar acciones legales contra los responsables en este caso: la empresa, supervisión y la fiscalización”, dijo el secretario departamental de Planificación, Carmelo Valda.

Las deficiencias en la construcción del techo del aeropuerto ya provocaron varios problemas en los últimos meses. Incluso un ingeniero que trabajaba en su reparación cayó de la estructura y falleció.

El aeropuerto se entregó recién en mayo de este año. Valda indicó que se está recolectando la información sobre quiénes recibieron la obra para iniciar los procesos correspondientes.

El funcionario dijo que ahora no solo se pedirá el cambio de la cubierta sino también que se cambie todo el diseño, puesto que se ha demostrado que no es apto para soportar los granizos.

Anteriormente, la Asamblea Legislativa, el senador Omar Aguilar y el Comité Cívico realizaron querellas contra la empresa encargada de la obra Convisa.

En el mes de octubre, según informe del diario Correo del Sur, la empresa reparaba, mediante la subcontratista Heresi, las goteras en la cubierta y prometió cambiar todo el techo el próximo año, en medio de cuestionamientos a la firma y a las autoridades. Sin embargo, los perjuicios volvieron.

El 21 de septiembre, una torrencial granizada dejó la cubierta con goteras, delatando la mala calidad de la calamina utilizada.

Luego de la inundación del mes de septiembre, la diputada de Unidad Demócrata (UD), Lourdes Millares, entregó al despacho de la Gobernación Departamental de Chuquisaca, una petición de informe, exigiendo al gobernador Esteban Urquizu responda sobre el tema.

Ratificó que hubo mal trabajo y que a la Gobernación “mínimamente le correspondía realizar una auditoría técnica para verificar la situación, además de buscar responsabilidades en quienes ejecutaron este proyecto”.

Criticó que Convisa, encargada de la construcción del aeropuerto Alcantarí, está dando solución con parches provisionales a la cubierta de la infraestructura.